LÁPICES ALPINO, ZAPATOS GORILA

Me encanta el final de Septiembre. Salvo por el pequeño detalle de que en esta maravillosa época del año se enmarca mi cumpleaños, por lo demás, el final de Septiembre es perfecto.
La calle huele a lápices Alpino y zapatos Gorila, anochece justo en el momento de la cena y hace esa brisquilla (por no decir rasca heladora) que sabe a salud y que se soporta alegremente con una chaquetilla y un pañuelo.
Además empieza el cole. De pequeña siempre fui la típica a la que le encantaba empezar el colegio. Después de tres meses en el pueblo, donde lo más que hacia era aburrirme cual ostra, ver series de televisión requeterrepetidas (os acordáis de “Los Rompecorazones”? Yo estaba enamorada del rubio… ¿Ryan?) y practicar el “suicidio con manguitos”, que era mi deporte veraniego favorito (consistía en ponerme en los pies los manguitos de mi madre, que la pobre no sabe nadar, e intentar no ahogarme DI VER TI DI SI MO, lo recomiendo desde ya) volver al colegio era lo mejor que me podía pasar antes de desquiciarme y perder la cabeza por completo (de aquello polvos vienen estos lodos).
La cosa no cambio al comenzar la Universidad. La rutina de levantarme, desayunar casi cuarto de litro de café (mi madre no ve bien el vicio, así que en casa tomo la mitad pero bien encalcaó) y bajar a la facultad. Los profesores nuevos que pasaban de conocerte y a los que en el fondo les importaba un pimiento las clases, ellos están por el prestigio que aún supone dar clase en la vieja Universidad del rector Unamuno. Y el firme propósito de coger unos apuntes decentemente limpios…
Además Septiembre llega con sus novatillos (yo lo fui, lo sufrí y lo cante: “ESCLAVAS?!?! AMÉEEEEEN!) y esa cara de me como el mundo pero en el fondo soy un pardal.

Lo mejor de la primera semana de clase (cuando no eres novato) es ir a ver a los novatos. Mi amiga MdO y yo, siempre peregrinábamos para fijar un nuevo objetivo. Nuestros objetivos no solían ser de primero (siempre hubo esperanzas), eran humanoides presentables que nos ayudaba a que la existencia en la facultad fuera más llevadera. Una vez fijado el objetivo (normalmente esto no lo conseguíamos la primera semana, si eso, la búsqueda llegaba a su culmen después de mes y medio, éramos bastante selectivas…) entre clase y clase, nos dábamos un garbeo por los pasillos, servicio, cafetería y biblioteca para encontrarnos “casualmente” con el susodicho elegido. Esta operación la repetíamos de dos a tres veces diarias. Nunca dio frutos positivos.
Septiembre y las celebraciones de la escolaridad y la fraternidad universitaria. Desde que tengo uso de razón padezco de Síndrome de Peter Pan crónico que se agudiza en Septiembre, por aquello de que cumplo años. Este curso que empieza no puedo celebrar la escolaridad (soy alumna de postgrado), tampoco creo que celebre mi cumpleaños, así que tendré que pasarme por la facultad a ver que veo.

5 comentarios:

Nebulina dijo...

Pronto empiezo yo y estoy pensando si pasarme a ver a los novatos o participar activamente en sus putadillas xD de momento me inclino por lo primero.
A mí lo que me gusta es que termine Septiembre^^ (esa canción es taaaaaaan bonita!!)
Un besazo!

Holly Golightly dijo...

Decía Tom Hanks en Tienes un email que en septiembre le dan ganas de comprar material escolar.

Y, Meg Ryan decía que disfrutaba pensando en bosques de lápices afilados.

Me encanta el otoño. Un beso

Vitote dijo...

Yo tenía unas botas Gorila, que no me gustaban porque me hacían daño cuando jugaba al fútbol, me gustaban más mis J´Hayber, otro clásico. Yo el lunes fuí a reclutar novatos para ese deporte de bárbaros mío, y estaban cagaditos de miedo, y me hacían sentirme como un abuelete.

A cuidarse

Wednesday dijo...

Ainsssss! he regresado ya al fin a la ciudad de Unamuno donde al parecez me quedare un tiempo más, con visita obligada cada 2 semanas a la capital del imperio...

-Nebulina: la letra de la cancion es preciosa, habla de su padre y de su hijo, es muy bonita

-holly: Me encanta la estética de la peli "Tienes un email", la musica, los decorados... todo, es un clásico

-Vitote. portaros bien con los pobres...Mañana ire a ver sus caritas!

Holly Golightly dijo...

QUE CUMPLAS MUCHOS MUCHOS MÁS.

QUE EL TIEMPO PASE A SU DEBIDO TIEMPO

VIVE EL INSTANTE

VIVE EL MOMENTO

VIVE EL SEGUNDO PORQUE PUEDE SER ETERNO.

"Una vida es suficiente si la aprovechas".

Feliz cumpleaños. Un beso enorme

 

Me leen...