En las orillas del Támesis

El verano de 2012 es un verano olímpico. En las colecciones que se acaban de presentar el deporte no ha sido tendencia, pero si el agua. El agua como inspiración se ha visto sobre todo en los desfiles de Stella McCartney y McQueen. Casualidad que estas dos firmas estén regentadas, que no en propiedad, de dos diseñadoras británicas. Y qué casualidad que uno de los puntos más importantes de la candidatura olímpica de Londres era la rehabilitación del río Támesis. También casualidad que Stella diseñe parte de los uniformes de los deportistas británicos.
La inspiración no está en las musas. La inspiración real es la sociedad y sus circunstancias. Todo vale. Hasta una guerra que es fuerte decirlo. Las guerras no es que “inspiren” pero influyen mucho en el estado, precio y demás de las materias primas.

El deporte es un tema recurrente en la moda. Mezclar elementos sport, con encajes y lanas se ha reinterpretado de mil y una maneras. Viene a mi mente así de pronto un desfile del difunto McQueen, no recuerdo con exactitud la temporada pero es de entre el 2000 y el 2003 en el que reinterpretó cada uno de las especialidades deportivas. Los DSquared2, D&G hasta Chloé en el verano de 2003. En clave elegante de costa de Nueva York, lo hace una y mil veces Ralph Laurent y Hermés con la equitación.
Para mi la manera más bonita y elegante fue el verano de 2003 de Chanel, inspirado en Biarritz, en su costa y en lo campo, aparecieron tablas de surf en la pasarela y en su campaña, fotografiada claro está por Karl con la gran Maria Carla Boscono y Frankie Ryder. Esto eran campañas y no el exceso de fotochó actual y colores saturados.












7 comentarios:

ELEGANCIA EN VERTICAL dijo...

Sólo recordaba la imagen del paraguas, que es preciosa.

Es normal y justificable que las vivencias y circunstancias de un país, o varios, influyan en la moda. Todo influye. Durante el periodo de entre guerras las mujeres en Europa vestían sobrios trajes de chaqueta en tonos apagados.

Sí, te doy la razón, eran mejores esas campañas y las de los 90. Cada vez hay menos creatividad y a cambio más "celebrities" y "fotochó".

Una abrazo, Wed*. Me encanta leerte.

Lucía Be dijo...

Antes que nada: qué ha pasado con el diseño de tu blog?????????????

sanfoird dijo...

Para mí,la última colección de Hermès presentada hace poco fue una verdadera maravilla.En mi opinión y de momento,Lemaire está haciendo un grandísmo trabajo ;)

Miss Gwilt dijo...

Me acabo de acordar de Le dernier métro de Truffaut, fijaté.
La mítica romántica alrededor de una guerra es lo que inspira.

Leonor de Parma dijo...

Wed, ya sé que ni viene a cuento de nada, pero tú que sabes de moda y todo esto, ¿qué opinas de las calaveras de McQueen y de todas las calaveras que pupulan por doquier?

Wed* dijo...

Chicas gracias por comentar y perdón por no contestar pero he estado fuera y cuando no peleandome con la "burrocracia".

Leonor, las calaveras de McQueen molaban mucho en 2004 y cuando Fabien Baron saco una cubierta de "esguaroskis" ahora no. (¡ja, ja, ja!)A los pañuelos de calaveras de McQueen les pasa como a los LV, no sabes cuando son verdaderos y cuando falsos, asiq es mejor no comprarlos.

Leonor de Parma dijo...

Gracias Wed,simplemente me parece horroroso tanta calavera en pulseras,anillos..etc.

 

Me leen...